Diario Sur

Huelva, 1 dic (EFE).- La Audiencia Nacional ha estimado la pretensión de la Mesa de la Ría y pospondrá su decisión sobre el proyecto de restauración de las balsas de fosfoyesos de Fertiberia, hasta que las autorizaciones ambientales hayan sido tramitadas y resueltas.

En un auto,al que ha tenido acceso Efe, la Sección 1 de la Sala de lo Contencioso-Administrativo de la Audiencia Nacional acuerda requerir a Fertiberia, a la Administración General del Estado y a la Junta de Andalucía que se proceda a las evaluaciones ambientales del proyecto que sean su competencia.

La Mesa de la Ría, en un comunicado, ha valorado esta decisión de la Audiencia Nacional al entender que "resulta de especial relevancia para lograr evitar que el proyecto de enterrado de las balsas de fosfoyesos se lleve a cabo, ya que con ello se consigue que el informe negativo de compatibilidad urbanística pase a ser determinante".

Con dicho informe desfavorable, la Declaración de Impacto Ambiental tendrá que ser denegada, según la Mesa, y por tanto la Audiencia Nacional "en ningún caso podrá ejecutar la sentencia tal y como pretende hacerlo Fertiberia y tendrán que valorarse otras alternativas de restauración ambiental que sí resulten compatibles con el ordenamiento urbanístico de la ciudad".

La Mesa de la Ría instará a las administraciones local y autonómica a que cada una de ellas, en el marco de sus competencias, actúen "con total escrupulosidad y respeto a la ley, la cual deja bien claro, como así ha manifestado el propio Ayuntamiento ante la Audiencia Nacional, que el proyecto es incompatible con el ordenamiento urbanístico y que por tanto no es susceptible de obtener la mencionada Autorización Ambiental Integrada".