Diario Sur

Sevilla, 29 nov (EFE).- El vicepresidente de la Junta, Manuel Jiménez Barrios, ha avanzado hoy que el consejero de Medio Ambiente, José Fiscal, viajará a Bruselas para plantear a la UE que pida al Gobierno realizar una evaluación ambiental conjunta del proyecto de Gas Natural en Doñana y no de manera troceada.

"La postura del Gobierno andaluz ante el proyecto de Gas Natural en este entorno está clarísima. Trabaja por activa y por pasiva para que ese proyecto no sea una realidad, para que sea paralizado", ha aseverado el vicepresidente de la Junta, Manuel Jiménez Barrios.

En la rueda de prensa, posterior al Consejo de Gobierno, el número dos del Ejecutivo andaluz ha recordado que la Junta "no ha autorizado" la fase que le corresponde de este proyecto.

También ha detallado que el Gobierno autonómico aún no ha conocido la carta que el coordinador general de IULV-CA, Antonio Maíllo, ha enviado a la presidenta de la Junta, Susana Díaz.

En la misiva, Maíllo pide que la Junta interponga un recurso ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea para reclamar que "se paralice cautelarmente" el proyecto de gas.

Jiménez Barrios ha afirmado, no obstante, que la propuesta será analizada por la Consejería de Medio Ambiente y que el Gobierno de Susana Díaz "está dispuesto a cualquier tipo de diálogo que lleve a la paralización de una iniciativa (por el proyecto de Gas Natural) que la Junta no comparte".

Este martes una veintena de activistas de Greenpeace ha comenzado a primera hora de hoy una acción de protesta en las instalaciones de Gas Natural Fenosa en el entorno de Doñana, a cuya entrada han montado un campamento con una gran pancarta en la que se lee "Doñana no es un almacén de gas".