Diario Sur

Sevilla, 18 oct (EFE).- Podemos confía en que el Debate sobre el Estado de Comunidad, que se celebra a partir de mañana, sirva de punto de inflexión para que la presidenta Susana Díaz saque a la Junta del "punto muerto" en el se encuentra y ha criticado que esté más en la crisis del PSOE que en los problemas de Andalucía.

En rueda de prensa, la coordinadora del grupo parlamentario de Podemos Andalucía, Esperanza Gómez, ha esgrimido que la comunidad merece un debate de altura con soluciones para los andaluces y "no que se utilice el Parlamento para hacer política nacional".

Por ello, ha pedido al PSOE-A que "aparque su manía de utilizar el Parlamento como si fuera un ring de boxeo, que rompa su racha nada constructiva y escuche la propuesta de Podemos pensadas en el bienestar de la ciudadanía".

La propuestas de resolución que la formación morada presentará en el debate intentarán mostrar la realidad de Andalucía "frente a la oficial" de la Junta, iniciativas que pivotarán en la situación de las sanidad y la educación, en la creación de empleo estable y de calidad, en las medidas contra el paro y sus efectos, y en el modelo socioeconómico andaluz.

Gómez ha recordado que el último informe de la Red Andaluza contra la pobreza y la exclusión social ofrece cifras demoledoras como que más del 50 % de los niños andaluces están en riesgo de exclusión social, por lo que ha opinado que el debate tiene que ser un punto de inflexión que "saque al Gobierno del punto muerto en el que se encuentra".

"Se trata de una situación de parálisis en el que la Junta está sin iniciativa. Llevamos un año de legislatura prácticamente perdido", ha señalado.

Otros de los ejes del discurso de Podemos se situará en la lucha contra la corrupción, la regeneración democrática y la transparencia, un ámbito en el que el Gobierno andaluz "promete mucho pero hace muy poco", según la diputada, que ha avanzado que su grupo presentará también propuestas centradas en los presupuestos de 2017.

La educación y la sanidad pública acapararán también las medidas de la formación morada, que ha aprovechado para volver a exigir la paralización inmediata de la fusión hospitalaria que la Junta prevé en Granada y que provocó este fin de semana una masiva manifestación de rechazo.

"El PP llama ajustes a los recortes y Susana Díaz los llama fusión. Es la tónica de la Junta se parece cada vez más al gobierno de Rajoy en el desprecio continuo a la ciudadanía y en no escuchar a los andaluces", ha denunciado Esperanza Gómez, que ha aseverado: "Díaz está mas en la crisis del PSOE y en lo que pasa en Madrid que en Andalucía".

Además, ha negado que el debate interno en su partido esté afectando al trabajo del grupo parlamentario y ha mostrado su disposición a acordar propuestas de resolución con todos los grupos.