diariosur.es
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 12 / 21 || Mañana 12 / 21 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Bob Dylan en La Malagueta: abril de 1999

AQUEL CONCIERTO DE...

Bob Dylan en La Malagueta: abril de 1999

El cantautor de Minnesota brindó una mirada a los sesenta y repasó sus grandes canciones en un recital inolvidable ante más de 8.000 personas que abarrotaron la plaza de toros de la capital

02.06.13 - 01:36 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

Empezó su concierto con una versión de Grateful Dead y lo acabó con otra de los Crickets. Eso puede ofrecer una pista de cómo fue aquella actuación del poeta Bob Dylan en la plaza de toros de La Malagueta el 17 de abril de 1999. Un recital inolvidable en el que el genio de Minnesota congregó a más de 8.000 personas, que abonaron las 2.500 pesetas que costaba la entrada y que disfrutaron con los grandes éxitos del músico. Dylan apostó esa noche por lucir su faceta menos folk, dando salida al mejor rockero y bluesero, con un repertorio de una veintena de grandes canciones con las que viajó por los años sesenta y setenta.

Su actuación malagueña formaba parte de una amplia gira que el cantautor realizaba por nuestro país ese año, bajo la denominación de 'Never Ending Tour', que es el nombre que Dylan utiliza siempre en sus citas musicales desde 1988. Zaragoza, Madrid, Barcelona, San Sebastián, Valencia y hasta once ciudades españolas recibieron a un músico que tuvo en Málaga su concierto más multitudinario.

Por ello, el músico fue objeto de un gran recibimiento por parte de un público mayoritariamente maduro ante el que se presentó tímido, discreto y casi inmóvil, aunque bastante dialogante. Chaqueta americana, botas camperas, corbata... todo un dandi sobre el escenario de la plaza de toros, donde arrancó con el 'Friend of the Devil' de Grateful Dead para pasar luego al sesentero 'To Ramona'. Sin grandes artificios ni efectos especiales, el poeta de la canción se fue metiendo en el bolsillo a un público que supo reconocer cada canción, entre ellas sus alegatos antibelicistas 'Masters of War' y 'Desolation Row', que dieron paso a un set de temas mucho más populares y reconocidos por los admiradores de la música de nuestro tiempo.

Así, el primer momento álgido de la noche llegaría con 'The Times the are a-changing´', que daría paso a otros dos clasicazos: 'Tangled up in Blue' y 'Don't think twice, it's all right'. Tras semejante explosión de melodías y sensaciones, Dylan ya tenía al público en el bolsillo, y eso que el show acababa de empezar.

Grandes músicos en el escenario

Hay que reseñar también que los que asistimos a aquella histórica noche no solo quedamos impactados por la manera que tiene Bob Dylan de llenar el escenario, sino también por su maestría a la hora de escoger a los músicos que le acompañan en cada ocasión. En Málaga, el cantante estuvo secundado por Tony Garnier (al bajo), David Kemper (batería), William Baxter (guitarra solista) y Larry Campbell (guitarra rítmica), que supieron imprimir un toque de rythm & blues a una noche mágica en la que el músico repasó los temas de 'Time out of Mind' y su 'Live 1966'.

Con su guitarra, con la armónica y con su voz, Dylan fue alternando sus canciones más recientes de finales de los 90 con sus canciones más antiguas, ya que hubo espacio para el 'Stuck Inside of Mobile With the Memphis Blues Again' o el 'I Want You', ambas del 66, o para el más reciente por aquel entonces '´Til I Fell in Love with You'.

Una selección que el público agradeció enfervorecido, aunque todavía quedaba lo mejor de un recital poético que demostró la vigencia de un genio que acababa de superar una grave afección que le obligó a suspender algunas citas de su gira. Y entonces llegó uno de sus himnos, 'I Shall Be Released', que los malagueños corearon en su integridad, para dar paso después a un fin de fiesta con 'Highway 61 Revisited', 'Love Sick', el sesentero 'Leopard-Skin Pill-Box Hat' y, cómo no, su gran clásico atemporal: 'Blowin' in the Wind'.

Momentos acústicos y otros más eléctricos para un concierto íntimo y cargado de nostalgia que Dylan cerró con el 'Not fade Away' de los Crickets. Un tema con el que cerró una noche inolvidable e irrepetible en la historia de la música en directo de esta ciudad.

Una velada en la que se encargó de caldear el ambiente un telonero de excepción: Andrés Calamaro.

Noticias relacionadas >>

Aquel concierto de...

The Pretenders en el Pabellón de Deportes de Teatinos: noviembre de 1999

Los Rolling Stones en el Puerto de Málaga: julio de 1998

El Último de la Fila en La Malagueta: junio de 1990.

Michael Jackson en Marbella: agosto de 1988.

Genesis en el estadio La Rosaleda: mayo de 1987.

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Bob Dylan en La Malagueta: abril de 1999
Bob Dylan, durante su concierto en La Malagueta. Antonio Salas
Videos de Culturas
más videos [+]
Culturas

Busco trabajo

Primer empleo

Buscar
Diario SUR

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.