Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
SURtv.esSURtv.es | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Málaga

Estás en: SUR.es > Local > Málaga
MÁLAGA
Un grupo de jóvenes se suma sin motivo a una agresión a tres menores que salían del cine
Las víctimas sufrían un robo a manos de otros cinco chicos
18.11.07 -
Vota
0 votos

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
«¿Qué pasa! ¿Qué miráis!...» Las frases, lanzadas por un grupo de cinco chavales, sólo tenían la pretensión de buscar la boca; de encontrar una respuesta mínima que encendiera la chispa. Los tres menores a los que iban dirigidas las provocaciones intentaron seguir su camino, haciendo oídos sordos, pero no les sirvió de nada.

Las víctimas, de 16 y 17 años, acababan de salir de una de las salas de cine del centro comercial Vialia, situado dentro de la estación María Zambrano, y a pesar de su silencio vieron como el grupo les seguían, les rodeaban y al final les quitaban, entre golpes, un anillo y una cadena.

Eran las nueve de la noche del viernes, y el susto apenas si acababa de empezar para los menores que, lejos de recibir ayuda, vieron como otro grupo aún más numeroso se sumaba a la agresión que estaban sufriendo.

Así, según relató una de las víctimas a la Policía Local, muy próximos a lugar donde ocurrían los hechos se encontraban otros ocho o diez jóvenes que, al observar lo que estaba ocurriendo tuvieron una reacción impropia: en lugar de socorrer a los niños que estaban siendo agredidos e intentar separar y detener a los agresores, se sumaron a ellos y comenzaron a propinar a los menores puñetazos y patadas sin motivo alguno, sólo alentados por la agresividad de los primeros.

El tumulto fue tal y tan numeroso que finalmente llamó la atención de uno de los vigilantes de seguridad que se encontraba en la estación de trenes y que, tras alertar a la Policía Local, intervino para detener la agresión.

Ante la llegada de la policía, los jóvenes que habían participado en la agresión se dispersaron, aunque un testigo pudo alertar a los agentes de que uno de ellos se había metido en un bar de las proximidades de la estación. Por el camino, al parecer, ocasionó desperfectos en un vehículo, según otras fuentes.

Cuando la policía entró en el establecimiento indicado, el joven tiró al suelo el anillo que había sustraído a los menores, según indicaron fuentes cercanas al caso, por lo que fue detenido y puesto a disposición del Juzgado de Menores, que posteriormente le dejó en libertad.

Los niños agredidos fueron atendidos en el lugar de los hechos por una ambulancia. Los chicos presentaban lesiones leves, hematomas y contusiones debido a la agresión.

Busco trabajo

Primer empleo

Buscar
Vocento
SarenetRSS