Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
SURtv.esSURtv.es | RSS | ed. impresa | Regístrate | Martes, 2 septiembre 2014

Sociedad

NEUMÓLOGO PEDIÁTRICO
Javier Pérez Frias: «Muchos asmáticos no saben que lo son o no siguen la terapia adecuada»
El especialista del Materno Infantil afirma que con la edad «uno se da cuenta de que el tratamiento es importante, pero que el diagnóstico es la clave». «El asma es una enfermedad que se controla, pero no se cura», afirma el experto
26.09.07 -
Vota
0 votos

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Javier Pérez Frias: «Muchos asmáticos no saben que lo son o no siguen la terapia adecuada»
EXPERTO. Pérez Frías investiga sobre la FQ y el asma. / C. MORET
Es uno de los máximos especialistas nacionales en fibrosis quística (FQ) y asma. Incluso ha estado al frente de la Sociedad Española de Neumología Pediátrica, a la que el doctor Javier Pérez Frías ha aportado su faceta como docente en la Facultad de Medicina, sus investigaciones especializadas y su experiencia como médico de atención especializada en el Materno Infantil. Hoy une su afición por la Historia y la medicina en la conferencia 'Las enfermedades de los Habsburgo'.



En usted se dan los tres pilares de la medicina: atención, docencia e investigación. ¿Es difícil compaginar estas parcelas?

Creo que es también la edad. Al médico joven lo que le interesa es curar, de ahí que se centre sobre todo en el tratamiento. A medida que vas teniendo más edad, te das cuenta de que el tratamiento es importante, pero si no tienes un buen diagnóstico puedes poner un tratamiento equivocado. Al final lo que quieres saber es por qué suceden las cosas como suceden.

Es especialista en asma y FQ, dos enfermedades respiratorias muy diferentes.

Son muy diferentes, porque la FQ es una enfermedad congénita cuyo pronóstico es grave. El asma es diferente, porque en la mayoría de los casos no es grave, aunque puede serlo, y el tratamiento es completamente distinto. Dentro de las enfermedades respiratorias en la infancia, el asma es la más común y la FQ es la más grave.

¿El asma condiciona la vida a los niños?

Un niño asmático puede tener una vida absolutamente normal: deporte, instrumentos musicales... Lo que quiera. Lo que pasa es que la inmensa mayoría de las veces o no está bien diagnosticado, o puede estar diagnosticado pero no correctamente tratado.

Pero son hasta los padres los que frenan a ese niño.

Los padres y los médicos. Eso es un error bastante extendido. Lo único que prohibimos es fumar, pero también se lo prohibimos a los que no tienen nada.

¿La prevalencia del asma en adultos es menor que en niños?

En el niño pequeño los cuadros de asma como tal no son demasiados frecuentes, lo que pasa es que se puede confundir con otras cosas.

Diferencias importantes

Así, aunque uno piense que ya no tiene asma, es una enfermedad que no se puede curar.

El asma es un enfermedad que se controla, pero una vez que se ha desarrollado no se cura, aunque tiene múltiples tratamientos y la mayor parte del tiempo el paciente está bien sin tratamiento incluso. Uno vive con el asma, pero habitualmente no muere por ella.

Al contrario que la FQ.

La FQ es una enfermedad evolutiva y progresiva, por lo que hay que anticiparse a que haya un deterioro importante tanto hepático como pulmonar. Hoy por hoy, la FQ tiene un tratamiento meramente paliativo. Curativo sólo es el trasplante, que es para casos extremos.

Pero gracias a las investigaciones, los pacientes con FQ han aumentado su calidad y esperanza de vida.

El niño que nace hoy con FQ logra superar ya los 30 o 40 años.

¿Por qué la FQ no es tan conocida como otras enfermedades?

La FQ es una enfermedad poco frecuente. La prevalencia en España, según los últimos estudios, es de un enfermo por cada 5.000 personas. Aunque el índice de portadores es bastante más alto.

¿Cuál es la prevalencia del asma?

Prácticamente se puede pensar que una de cada tres o cuatro personas en algún momento de su vida la ha padecido.

¿Y en más numerosa en mujeres que hombres?

En la infancia, los cuadros de asma o relacionados con él son más frecuentes en los varones. A partir de la adolescencia tardía, los casos de asma más graves se suelen dar en mujeres jóvenes.

¿Las enfermedades respiratorias están aumentando a causa de la sociedad en la que vivimos?

Hay estudios que indican que el incremento de enfermedades respiratorias va en relación con la calidad de vida y el cúmulo poblacional. Y Málaga ha duplicado su población, lo que ha llevado al hacinamiento, y eso condiciona que haya más problemas respiratorios.

¿Se ha incrementado mucho la cifra de enfermedades respiratorias?

Es imposible dar una cifra concreta, porque el asma se diagnostica mal: unas veces se infradiagnostica y ocasionalmente hasta se puede sobrediagnosticar en los niños. Además, a la población asmática la ve el especialista de medicina general, el pediatra, el de aparato respiratorio, el alergólogo, el homeópata...

¿El futuro es poco prometedor?

Sí en cuanto a la presentación de las enfermedades respiratorias, pero es prometedor en cuanto a su control, ya que cada vez tenemos más y mejores medicamentos.

¿Qué se puede hacer en las ciudades para controlar algo esto?

Habría que disminuir el número de habitantes o que la ciudad se expandiera más, porque cada vez vivimos más hacinados.
Vocento
SarenetRSS